"Produce una inmensa tristeza pensar que la naturaleza habla mientras el género humano no escucha"

martes, 17 de diciembre de 2013

Como siempre... (y felices fiestas)

Llega la Navidad. Es cierto que de nuevo se abren las heridas como grietas vivas en la tierra; y llueven las ausencias; y el eclipse de los recuerdos se agarra a los intestinos, como un cachorro recién nacido aferrándose a la vida. La ciudad se convierte en un gran glaciar azul, y entre luces de colores, placas de hielo flotan en las aceras y peatones malviven a la deriva escuchando villancicos como cantos de sirenas.

Pero lo único que tenemos ... es el tiempo que nos queda. Intacto e incierto. Y tú y yo ya no estamos para desperdiciarlo...

Por eso, tal vez sea el momento de soñar, aunque nos encañonen las nostalgias y se amontonen las facturas y los fracasos; y vivir estos días como fueron siempre:

Con el Capitán Haddock partiendo el turrón y contando chistes sin parar, mientras la abuela, que ya no oía bien, no paraba de reír y los ojos se le cerraban tanto que le desaparecían de la cara bajo el cristal de sus pequeñas gafas redondas. Con aquél niño que se levantaba en mitad de la noche cerrada y emprendía la mayor de las aventuras avanzando por el pasillo, temblando, sin saber lo que haría si descubría a los Reyes Magos asaltando su salón atrincherado de regalos. 
O tal vez vengas tú, a esperarme a la salida del trabajo como aquella vez, con el abrigo rojo y el ansia de morderme los labios y encajar las bocas, mientras la gente nos miraba como diciendo: “¿Qué hacen esos dos amándose en un lunes tan crudo como este?”. 

Y es que a veces las cosas buenas se desnudan ante nuestra ventana y no las vemos. Llegan nuevos habitantes, como hace unos pocos días lo hizo el precioso Arán; hay verbena en la plaza, y una voz querida te dejó un mensaje en el contestador; hasta nos prometemos viajes y dietas para el próximo año que no cumpliremos.... pero eso no importa; ¡estamos vivos, maldita sea!; y esta historia nos pertenece... Tantas cosas seguirán pasando...


¡Felices fiestas! Intenten llevarlas de la mejor manera posible, hagan felices a los suyos aunque sea con poco, a los que están y a los que partieron a la ciudad definitiva.
Nos encontraremos el próximo año, haciendo camino... como hoy, como siempre...

(Texto de Suso imagen de google)

11 comentarios:

  1. Qué bello y tierno, Suso... Felices días para ti y los tuyos, y que siempre sigamos marcándonos una sonrisa en nuestros rostros, sea o no Navidad.
    ¡Un abrazo muy fuerte!

    ResponderEliminar
  2. Que ese camino se llene de guirnaldas y luces de colores en un año que sé que esperas con ilusión. Un fuerte abrazo y Feliz Navidad.

    ResponderEliminar
  3. ¡Estamos vivos, maldita sea! y que nos leamos. Un fuerte abrazo sin feliz navidad, amigo Suso

    ResponderEliminar
  4. Me resulta especialmente tierno la voz querida que te deja un mensaje en el contestador. Feliz Navidad, y feliz año en esta nuestra ciudad provisional. Enhorabuena.

    ResponderEliminar
  5. A muchas personas la Navidad les entristece, aunque no saben señalar una causa concreta.
    Esto no llego a entenderlo, pero cada uno lleva los sentimientos de forma diferente.
    La tristeza es lógica, cuando se echa en falta la ausencia de un ser querido que acaba de abandonarnos, por ejemplo, la madre. En este caso no hay que abandonar estos momentos de tristeza, en los cuales no la dejas de echar de menos especialmente en fechas tan señaladas, pero dejando espacio para otras emociones.
    Soy optimista generalmente, y hay momentos en los que una/o tiene que olvidarse de las propias penas, para pensar, y ayudar a personas, en sus tristezas, que sí hay a nuestro alrededor, olvidando por momentos las nuestras.

    Me alegra verte tan animado Suso, mi mayor deseo es que pases estas fiestas feliz, dentro de todo lo que puede ser, con tu familia y las personas que quieres... estas fiestas y siempre.

    Un beso grande, Suso.

    ResponderEliminar
  6. Felices Fiestas Suso, para ti y todos los tuyos.
    Rubén (Gijón)

    ResponderEliminar
  7. Gracias compañeros por la visita. Fuerte el abrazo para todos y felices dias. Seguimos haciendo camino. ..

    ResponderEliminar
  8. Preciosa, sincera y realista felicitación, radiografía de presencias y ausencias.
    Precisamente lo leo en Madrid, esperando en la estación mientras llueve fuera y me machacan las despedidas tras un viaje que nunca olvidaré.
    Felices días, amigo!!

    ResponderEliminar
  9. Me gusta ese ánimo. No lo pierdas.

    Felices fiestas y feliz entrada en 2014

    Un beso

    ResponderEliminar
  10. Gracias por tu saludo y feliz Navidad y Año nuevo
    Cariiños para ti.
    mar

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tu huella en este horizonte.
Pasa, pasa... no te quedes inmóvil al borde del camino...